fbpx
www.creceportucuenta.com | La acupuntura
17642
post-template-default,single,single-post,postid-17642,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,hide_top_bar_on_mobile_header,qode-theme-ver-17.2,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.6,vc_responsive

La acupuntura

La acupuntura

 

 

Acupuntura: Mi primera experiencia.

La primera vez que probé la acupuntura, fue como último recurso. Siempre he tenido un pánico horrible a las agujas. Siempre me he mareado cuando me hacían analíticas. Pero en aquella época tenía un dolor de espalda que no se me iba con nada.

Tengo escoliosis desde la niñez y el dolor de espalda me ha acompañado muchos años de mi vida.

Además siempre he trabajado muchas horas sentada delante del ordenador y aunque he practicado natación más de la mitad de mi vida, en cuanto tenía tensión o nerviosismo, el dolor de espalda aparecía.

Decidí probar la acupuntura como último recurso antes de volver a un traumatólogo.

Había probado quiromasaje, continuaba con la natación, pero nada parecía funcionar. Tenía un dolor de espalda como sordo, hormigueo y como si un dedo me apretara algunos puntos de la espalda. Era realmente muy molesto.

Llegué desesperada, y en la primera sesión, noté un gran alivio. Era una doctora y era de Barcelona. Apenas me hizo muchas preguntas. No comprobó mi pulso, ni mis pupilas, ni la lengua.

Hice tres sesiones seguidas y el dolor desapareció. Después de 6 meses empezaba a notar las molestias tuve que volver pero solo realicé dos sesiones. Cada vez espaciaba más las sesiones porque no tenía dolor y ahí empecé a ver la potencia y adorar esta terapia.

No sé decir que técnica usaba la doctora. En esa época no conocía, nada en absoluto de acupuntura. Solo sé que ella me pinchaba en la espalda y eso me descargaba. Usaba unas agujas muy pequeñitas.

 

Mis otras experiencias:

Pasado un tiempo, ella cerró esta consulta y solo pasaba alguna visita en Barcelona. Y perdí el contacto completamente.

Entonces fue cuando empecé a probar otras acupuntoras, pero no conseguía encontrar ninguna que me funcionara tan bien como ella.

Algunos eran especialistas en Medicina tradicional China, otras usaban moxa. Algunas te hacían mil preguntas en la primera visita, te miraban la lengua, el pulso y las pupilas.

Con ninguna de estas acupuntoras noté tanto efecto como mi primera acupuntora.

Notaba una mejora bastante sutil y cada uno de los problemas tardaba un tiempo en mejorar.

Fue cuando empecé a pensar que no todos los acupuntores son iguales y que la energía del acupuntor/a influye en la curación.

 

Mi primera acupuntura con un doctor oriental.

Había nacido mi segunda hija. Estaba cansada y notaba un bloqueo en las lumbares que no se me iba con osteopatía. Lo notaba como interior, no muscular. Me hablaron de un acupuntor que había sido reconocido a título honorífico, como uno de los 100 mejores  médicos de la China Contemporánea en el año 1998.

No dudé ni un segundo y solicité hora.

Mi primer contacto con la acupuntura Chikung fue en Febrero 2016.

Acudí a su consulta y me encontré a un hombre oriental, poco hablador pero muy amable. Julia su asistente, la encontré encantadora.

Me tumbé en la camilla, en ese momento de mi vida había hecho muchas, muchas terapias, pero nunca había notado la potencia, la relajación y los beneficios que noté en aquella acupuntura.

Lo que sentí en aquella sesión superaba con creces mi primera sesión de acupuntura.

Ese hombre apenas me preguntó nada, no comprobó mi pulso, ni mis pupilas. El dolor de lumbares se fue con la primera sesión, y mi energía incrementó mucho. Poco a poco, sesión a sesión,  otros problemas menores y mayores, antiguos y recientes, se iban solucionando.

Esta acupuntura soluciona a todos los niveles: físico, emocional y también puedo decir que a nivel espiritual.

 

Mis clases de acupuntura.

En 5 sesiones (durante 5 meses) solucioné temas de salud, que ya daba por perdidos. Como un acné adulto que apareció cuando nació mi primera hija, en otros temas.

Luego podía seguir acudiendo, pero realmente no me hacía falta. En octubre de 2016, el Doctor Sun ofreció plazas para estudiar su acupuntura. No hacía falta tener conocimientos previos, él nos lo enseñaría durante dos años. Era importante practicar chikung eso sí.

Hasta final de este año seguiremos estudiando y realizando prácticas con él. Aunque ya he empezado a pinchar tanto familiares, amigos como evidentemente, a mí misma.

 

¿Qué es la acupuntura?

Para explicarlo de una forma sencilla, ya que existen muchas definiciones para la acupuntura, podemos decir que en Medicina Tradicional China se dice que el cuerpo tiene dos energías predominantes y contrapuestas: el Yin y el Yang. Estas dos energías deben estar en equilibrio. Cuando se produce una alteración de dicho equilibrio o cuando hay un bloqueo por la razón que sea, del flujo energético, es cuando se producen las enfermedades o patologías.

Todo nuestro cuerpo está dividido en doce canales energéticos o meridianos, y cada uno de ellos a su vez está dividido en puntos energéticos.

Será el terapeuta quien, mediante una valoración previa, determinará qué canal está en desequilibrio y qué puntos pinchar. Las agujas que se utilizan son finas, no inyectan ningún tipo de sustancia, y los puntos están a nivel superficial.

El primer día de clase, el Doctor Sun nos explicó cómo funcionaba la acupuntura. Él nos explicó que físicamente donde se pone la aguja la sangre va, ya que está entrando un cuerpo extraño en el cuerpo. Cuando la sangre riega tanto un órgano, como el meridiano hace que se regeneren y los bloqueos desaparecen.

Él siempre dice que el cuerpo siempre se quiere curar. Es por esa razón, que es nuestro propio cuerpo, nuestra misma sangre, lo que regenera el órgano dañado.

 

Porque la acupuntura del Dr. Sun es diferente.

Entonces, si es el cuerpo el que regenera por la acción de la sangre ¿en qué se diferencia la acupuntura del Dr Sun con la acupuntura clásica? ¿Por qué tiene entonces importancia el acupuntor/a?

Porque el Dr.Sun no nos enseña puntos de acupuntura, ni nos enseña acupuntura clásica donde se aprende de memoria las enfermedades y las dolencias y que puntos son efectivos.

Él nos enseña a leer el cuerpo, a tener sutileza y poder ver los bloqueos del paciente, es por esta razón que su acupuntura es mucho más efectiva. Porque cuando insertamos las agujas a alguien vamos directamente al bloqueo y por eso la persona nota mucho más efecto.

Algo que sin duda necesitamos los que estamos realizando la formación con él, es el chikung.

El chikung es necesario para tener esa sutileza para saber dónde está bloqueado el paciente.

 

¿Cómo es una sesión de ésta acupuntura?

El paciente llega y explica lo que le pasa. Mirando el cuerpo intentas ver los bloqueos y pinchas según estos bloqueos  y no según los puntos de acupuntura clásica.

Conozco algunos puntos de acupuntura, y a veces los puedo usar para reafirmar el diagnostico o para ayudar a desbloquear mejor el cuerpo.

Muchas veces se pincha con la ropa puesta  porque mantener el calor es importante para la eliminación de toxinas. Otras veces se solicita que se quite la ropa.

 

¿Qué puede pasar después de la sesión?

Después de la sesión se puede tener ciertas molestias, al igual que cuando se va al osteópata, luego puedes estar unos días dolorid@. Son síntomas que la acupuntura ha funcionado bien, y no hay que preocuparse, puede ser que notes que estás un poco peor los siguientes días de la sesión, pero luego estarás mejor y con más energía.

Si después de la sesión no notas dolor, no significa que no ha funcionado.

Hay que tener en cuenta, que las personas somos diferentes y tenemos diferentes tipos de sutileza y de sensibilidad.

Lo importante es observar pasado unos días, si nos sentimos más vitales y si sesión a sesión nuestra dolencia va mejorando.

 

¿Qué se puede tratar con ésta acupuntura?

Yo siempre había pensado en la acupuntura para tratar dolencias menores pero recurrentes. Por ejemplo infecciones de orina recurrentes, dolores de espalda, acné, ansiedad, etc…

Pero el doctor Sun está tratando desde hace más de 30 años, enfermedades graves e incurables con mucho éxito. Él se especializó en esquizofrenia y también en cáncer, teniendo un alto porcentaje de éxito

Por eso su consulta siempre está llena tanto en Barcelona, como en Madrid como en otras ciudades de Europa.

Es por eso que el Dr. Sun dice:

“…En occidente existe todavía un gran desconocimiento de esta técnica y es normal que me pregunten: “pero la acupuntura tan sólo sirve para aliviar dolores musculares y para relajarse, ¿no?”
Con acupuntura podemos tratar cualquier tipo de bloqueo. Desde una migraña, artrosis, fibromialgia, dismenorrea, hipertensión, falta de energía por diversas causas, depresión, tristeza o apatía, problemas circulatorios, de fertilidad, estreñimiento, hernia de hiato, asma, intolerancias alimenticias (entre otras)

Aquí puedes verme con el Dr.Sun:

 

¿Hay algo más que complemente la sesión?

Depende de la dolencia, quizás solo se realiza acupuntura. En otros casos, quizás se proporcionan algunos consejos que tienen que ver con la alimentación y los hábitos de vida.

También a veces se puede necesitar Tui Na que es una especie de osteopatía china. Se realiza bastante rápido y recoloca huesos. Es bastante útil para dolencias de espalda y rodillas. Pero Tui Na también se puede realizar en sustitución de la acupuntura con prácticamente el mismo efecto, en personas que tengan pánico a las agujas o en niños.

 

¿Recomiendas la acupuntura?:

¡Sin duda! Todo el mundo tiene algún bloqueo y debería hacer acupuntura aunque solo fuera con dolencias pequeñas, en modo mantenimiento.

Sin duda lo probaría para enfermedades graves acudiendo al Dr. Sun.

La acupuntura se puede realizar a todas las personas, aunque para embarazadas y niños, no es que sea tan recomendable, es que es más difícil. Para ellos, se puede usar stipperpuntura, que son unos algodones que se pueden poner en la zona de dolor, y no hay pinchazo de por medio. Ya hablaré en otro post de la stipperpuntura.

No necesitas ni debes dejar ninguna medicación, siempre funciona de forma complementaria.

Agradecimientos:

Quería dar las gracias por haber tenido la suerte de conocer esta terapia, que tanto ha aportado a mi cuerpo físico y emocional. También doy las gracias por tener la oportunidad de aprender de uno de los mejores doctores de acupuntura, con más de 30 años de experiencia y un gran linaje familiar de doctores.

Es por eso, que aunque ya estoy empezando a tratar muchas personas con esta terapia, con grandes resultados, sé que en el futuro podré ayudar a muchas más personas y también doy gracias  por ello🙏.

 

 

 

 

 

 


COMPARTE

Si te ha gustado este post, puedes dejarme tus comentarios o compartirlo en las redes sociales abajo .

Cualquier duda o consulta acerca de este post o cualquier otro no dudes contactarme .

Sigue leyendo más en el blog o suscríbete abajo    para recibir nuevos artículos  y el ebook: las cinco herramientas para tu desarrollo personal.